Murcia.- Los farmacéuticos eligen a la junta que marcará su futuro

Unos 1.900 miembros del Colegio Oficial de Farmacéuticos de la Región de Murcia están convocados hoy a votar para la designación de su nuevo presidente y la junta directiva que dirigirá la entidad durante los próximos cinco años. Dos candidaturas, una liderada por el actual tesorero, Roberto Carrilero Alcaraz; y otra encabezada por Paula Payá Peñalver, se enfrentan en una votación que se presenta muy abierta, a priori, y que marcará el futuro de la institución en un momento de grandes retos sanitarios dentro del actual contexto de pandemia. Lo que parece evidente es que sea cual sea el resultado, los perfiles jóvenes de ambos anticipa un cambio de ciclo.

Roberto Carrilero, 35 años, que ha ocupado el cargo de tesorero junto a la todavía presidenta Isabel Tovar, quien sustituyó en el cargo al histórico dirigente Prudencio Rosique –tras su fallecimiento en 2015–, representa un proyecto más continuista; mientras que Paula Payá, 39 años, abandera la propuesta más alternativa, tras resultar desestimado su intento de candidadura en los anteriores comicios. La incógnita se resolverá tras el recuento de votos emitidos desde las 10.00 a las 18.00 horas.

CANDIDATURA Nº 1

Presidenta
Paula Payá Peñalver.
Secretaria
María Jesús Rodríguez Arcas.
Tesorero
José Juan González García-Arquimbau.
Vicepresidente
José Miguel Ruiz Maldonado.
Vicesecretaria
María Dolores Pérez Plaza.
Vicetesorera (contador)
María Raquel Martínez Gervilla.
Vocales
Lucía Gómez Tornero, María Luisa Torregosa Cerdán, César Toledo Romero, Antonio Vicente Hernández Díaz, Antonio Juan Molina Martínez (Área I Murcia); Enrique J. Martinez Monteagudo, María Luisa Ramón Meroño, Mónica Benito Bartolomé (Área II Cartagena); Pilar Ladrón de Guevara Ruiz (Área III Lorca); María Mercedes Figueroa Morales (Área IV Noroeste); Alberto Soriano García (Área V Altiplano); Pedro Gil Espallardo, Arsenio Pacheco López (Área VI Vega del Segura).
Retos
Mayor papel sanitario y asistencial de los farmacéuticos; y más transparencia, participación y rendición de cuentas.

Distintos planteamientos

Carrilero ha afrontado la recta final de esta carrera con «confianza e ilusión», gracias al apoyo de un equipo formado por personas experimentadas de la actual junta de gobierno, y la ilusión de incorporar nuevos perfiles. Titular de oficina de farmacia y máster en Industria Farmacéutica, ha sido miembro de la junta durante los últimos diez años. «Mi prioridad es coordinar, junto al resto de organizaciones farmacéuticas, nuestra incorporación a los servicios electrónicos», hace hincapié.

CANDIDATURA Nº 2

Presidente
Roberto Carrilero Alcaraz.
Secretaria
Concepción Chamorro Galisteo.
Tesorero
Domingo Arcas López.
Vicepresidenta
Encarnación García Legaz.
Vicesecretaria
Josefa Eloísa Rodríguez Moreno.
Vicetesorero (contador)
Francisco Mora Flores.
Vocales
José Antonio Gonzáñez Cuello, Alberto Caballero Castillo, Inés Fuensanta Hernández Ortuño, María Ángeles García Molina, Antonio Alcázar Márquez (Área I Murcia); Pablo Fernández Pacheco Pérez, Carmen Begoña Álvarez-Gómez García, Álfonso Martínez Flores (Área II Cartagena); Francisco Romero Montero (Área III Lorca); Josefa Carreño Arias (Área IV); Begoña Muñoz Ortega (Área V Altiplano); Marta Sabater Galindo, Joaquín Jordán Bueso (Área VI Vega del Segura).
Retos
Preservar el modelo español de farmacia; optimizar y mejorar servicios; digitalización ante amenazas (Amazon).

Sobre su candidatura, destaca que el proyecto y el equipo conformado constituyen «una renovación experimentada que garantiza la defensa de los derechos e intereses profesionales de los farmacéuticos, con la necesaria independencia institucional, lo que no está reñido con la lealtad y voluntad de cooperación con la administración sanitaria».

Por lo que se refiere al proyecto que pilota Payá, también titular de farmacia, insiste en una labor de defensa desde un colegio fuerte y unido en el que «cuenten todos los sectores de la profesión». A su vez, incide desde la premisa de la farmacia como «puerta de entrada, en muchas ocasiones, del paciente al sistema de salud» y que ese papel sanitario «debe ser reconocido, por ejemplo, en el desarrollo de programas como el control de los pacientes crónicos que es fundamental para garantizar la sostenibilidad del sistema». Asimismo, apunta al valor de «implantar sistemas que hagan más fluida la comunicación entre médico y farmacéutico, junto con la Administración».

En cuanto al buen gobierno, Payá propone reducir los mandatos para que ser miembro del Colegio «no se convierta en una profesión». Además, añade medidas como la rebaja de las cuotas, sin comprometer la estabilidad económica, y un recorte de los gastos institucionales.

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*